Los miedos al dentista

Recursos de la medicina complementaria. Segunda parte


Mar Tarazona Beltrán
.
Odontóloga

Los tratamientos complementaria pueden ayudar para afrontr los temores en la consulta del odontólogo. Por ejemplo, la acupuntura, la hipnosis, terapias florales… Empezaremos hablando de los remedios homeopáticos que se utilizan en casos de aprensión y miedo al dentista.

Gelsemiun Sempervirens: indicado para el miedo que se manifiesta con temblor, excitación nerviosa, ganas frecuentes de orinar, vómitos e insomnio la víspera de la consulta. Posología: una dosis a la 15CH el día antes y a la 30CH el mismo día de la consulta dos horas antes.

Chamomilla Vulgaris: para el gran miedo al dolor. En el caso de los niños con malhumor, agitación e hiperactividad. Posología: una dosis a la 15CH el día antes y a la 30CH el mismo día de la consulta dos horas antes.

Aconitum Napellus: para el miedo y pánico incontrolado e impulsión a la huida. Agitación física y psíquica considerable. Ansiedad por el temor a un eventual dolor. Posología: una dosis de la 15 CH la víspera y el mismo día de la consulta.

Moschus: para casos en que el paciente exagera todas sus reacciones. Llora y ríe. Se las arregla para escapar siempre de todas las curas. Desfallecimientos y lipotimias. Posología: una dosis de la 15 CH la víspera y el mismo día de la consulta.

Ignama Amara: para el paciente que llora y ríe pero de manera menos exagerada que Moschus. Suspira y se lamenta. Refiere la sensación de bola en el estómago. Posología: una dosis de la 15 CH la víspera y el mismo día de la consulta.

- Anuncio -

Otros remedios con un resultado efectivo en el 80% de la población son las Flores de Bach, que además de ayudar a enfrentar el miedo al dentista, también asisten en el equilibrio del estado anímico.

Mimulus: es una flor para las personas con un auténtico miedo. Bach lo define como miedo a las cosas del mundo, enfermedades, accidentes, dolor, pobreza, soledad. Miedos de la vida cotidiana. El uso de esta flor da coraje y más seguridad en uno mismo.

Estrella de Bethlem: la flor que antagoniza los traumas pasados. Se caracteriza por la determinación de la fuerza vital, para lograr superar el trauma y sentirse mejor consigo mismo.

Manzano: tiene mayor impacto con la forma externa, con la piel y con nuestra relación con el cuerpo y la apariencia. Con esta flor es más fácil aceptar lo que es, teniendo en cuenta nuestros aspectos más positivos sin pensar en el aspecto físico solamente. También es útil cuando se está obsesionando con la limpieza. En el ámbito puramente dental, esta flor es buena cuando se requiere eliminar los antiguos empastes de amalgama por estética y no por el mercurio tóxico.

Roca Rosa: para cuando el miedo se convierte en pánico, terror, incluso ante una emergencia. Esta flor da energía y restaura el equilibrio nervioso. Muy útil en ataques de ansiedad repentinos.

Remedio de Rescate: es una mezcla de cinco flores, para todas las pequeñas y grandes emergencias. En cualquier situación de estrés se puede utilizar con un efecto calmante inmediato.

Pautas al ir al dentista: mezclar Mimulus, Estrella de Bethlem, Manzano y Roca Rosa. Colocar cuatro gotas debajo de la lengua cuatro veces al día, 5-6 veces si es necesario. El periodo de administración dura hasta que el miedo se alivia o desaparece completamente.

En la sala de espera, antes de la consulta, poner cinco gotas de Remedio de Rescate debajo de la lengua.

clinica@clinicadentalmartarazona.com



Lo más destacado

Stanislav Kondratiev
de Unsplash